Cómo cuidar el césped artificial en invierno de forma sencilla

Los cuidados del césped artificial son una tarea sencilla. No se necesita segar, abonar ni regar de forma continua y quizá este sea uno de los principales motivos por los que te decantaste por él, pero, en determinadas estaciones requiere de una atención especial.

Una de las dudas más comunes es la de cómo mantener el césped artificial en invierno. Si eres una de esas personas que duda sobre qué hay que hacer durante la estación más fría, o simplemente quieres conocer más información, este artículo es ideal para ti.

Mantenimiento del césped artificial en invierno

Con la llegada del invierno y las lluvias son muchos los que piensan que, de no retirar el césped artificial, se estropearía y tendrían que comprar uno nuevo.

¿Alguna vez te lo has planteado? Pues no tendrás que preocuparte más. Siguiendo unos sencillos pasos como cepillarlo o comprobar el drenaje, lograrás conservar tu césped como el primer día.

Además, las fibras del césped artificial pueden resistir sin problema las bajas temperaturas.

Limpieza del césped artificial durante las estaciones más frías

Para conseguir mantener en buenas condiciones nuestro césped artificial en invierno, la limpieza es uno de los pasos esenciales.

Si tu jardín está rodeado de árboles u otro tipo de vegetación, las hojas podrían caer encima.

Recógelas con un cepillo suave, poco profundo y que no arañe.

Otro de los cuidados que puedes llevar a cabo es el de regar de manera superficial para quitar la suciedad, pero ten en cuenta que durante los meses de invierno las lluvias son más constantes y, por lo tanto, habrá que hacerlo menos a menudo.

Si las mascotas caminan sobre el césped artificial del jardín, su cepillado será fundamental. Bastará con hacerlo una vez a la semana y te asegurarás de retirar todas las partículas que llegan con el viento, el pelo de tus animales, el polvo u otros tipos de suciedad.

Mantén tu césped limpio y se conservará como el primer día.

El césped artificial ante las lluvias de invierno

En muchas partes del país la mayoría del invierno transcurre lloviendo. Días y noches en las que se recogen una gran cantidad de litros por metro cuadrado.

Si te encuentras en alguno de estos lugares, no te preocupes, con solo algunas precauciones tu césped artificial no tendrá ningún problema.

Reduce las veces que lo riegas para retirar la suciedad y comprueba que el drenaje funciona de forma correcta, no queremos grandes charcos ni inundaciones sobre su superficie.

No te preocupes, al tratarse de un material sintético y no orgánico es imposible que el material se pudra.

Si sigues estos consejos la lluvia podrá estropearte un plan, pero nunca tu césped artificial.

La humedad y tu césped artificial

El césped artificial en invierno puede estar sometido a mayores niveles de humedad. Especialmente si la superficie está sobre lo que anteriormente fue césped natural, utiliza algunos productos fungicidas para evitar la aparición de hongos.

Este consejo es importante ya que, si los hongos llegan a tu césped artificial, estropearán su aspecto y se reproducirán de manera rápida.

Si esto ocurre, podría generarte alguna reacción alérgica e incluso, que se expandan a otras plantas de tu jardín y las dañen.

Prevenirlo no cuesta mucho, pero ten precaución con los fungicidas que elijas, algunos podrían apagar el color de tu césped.

La nieve y los cuidados del césped artificial

Otra de las características invernales son las nevadas. Aunque es cierto que no queman ni dañan el césped, puedes estropearlo tratando de quitar la capa de nieve de su superficie. Por ello, hay que seguir una serie de consejos:

  • Cuando hay poca cantidad y la nieve no está compacta con un soplador bastará.
  • Si la nieve está comprimida, será necesario usar un cepillo que no arañe.
  • Ante una mayor cantidad de nieve tendrás que hacerlo con la pala. Retíralo poco a poco y ten mucho cuidado; clavar la pala es la forma más común de estropear el césped artificial.

Cómo cuidar el césped artificial de la terraza

Si nuestro césped artificial se encuentra en una terraza es posible que sufra un mayor uso.

Durante el verano podemos realizar muchas de las comidas o reuniones familiares ahí por las buenas temperaturas y, en invierno, también aumenta el uso para resguardarse de la lluvia y el frío, sobre todo si están cerrados.

Además, nuestras mascotas pueden hacer sus necesidades encima del césped.

Si esto ocurre y después de recoger los excrementos, podemos aplicar agua a presión para lavarlo o incluso jabón o lejía muy rebajada (3%), para la desinfección.

El mobiliario no dañará el césped y, en el caso de que se caiga algún chicle, el hielo o el agua a presión son esenciales para eliminarlos.

Conclusión

El mantenimiento del césped artificial en invierno no te dará dolores de cabeza si sigues los consejos recomendados.

Limpiarlo, comprobar su drenaje, protegerlo de la humedad, los hongos y saber cómo actuar ante la nieve lo conservarán como el primer día. ¡Haz la prueba!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Creado con ❤︎ por acuabit

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer a nuestros visitantes una forma más cómoda y eficiente a la hora de navegar por nuestro sitio web.
Al utilizar nuestro sitio web acepta el uso de cookies. Entendido Más información